Profiteroles

Profiteroles

Tiempo de preparación: 40 minutos.

Ingredientes para 4 personas

Masa

  • 125 ml de agua.
  • 50 g de mantequilla.
  • 80 g de harina.
  • 2 ó 2 huevos y 1/2.
  • 1 cucharadita de azúcar (4 g).
  • Una pizca de sal (2 g).

Relleno

  • 200 ml de nata.
  • 40 g de azúcar.

Cobertura

  • 60-80 g de chocolate negro.
Ver foto de ingredientes

Elaboración




PASO 1

Ponemos en un cazo 125 ml de agua, 50 g de mantequilla, una cucharadita de azúcar y una pizca de sal.

Los calentamos a fuego suave hasta derretir la mantequilla.

Subimos el fuego para llevar la mezcla a ebullición, y en cuanto comience a hervir, echamos la harina de golpe.

Retiramos el cazo del fuego y removemos con fuerza hasta conseguir una pasta homogénea.

Dejamos que se enfríe durante 6-8 minutos.

PASO 2

Volvemos a poner el cazo en el fuego y removemos constantemente hasta que la masa forme una bola y se despegue del fondo (1 ó 2 minutos).

PASO 3

Lo apartamos del fuego e incorporamos los huevos de uno en uno, asegurándonos de que estén perfectamente integrados antes de agregar el siguiente.

La única dificultad de esta elaboración es alcanzar la consistencia adecuada; la masa no debe quedar ni demasiado líquida ni demasiado espesa, el problema es que los huevos nunca pesan lo mismo, por lo que la cantidad puede variar entre 2 y 2 y 1/2 (normalmente con 2 huevos medianos será suficiente).

Nota: este paso también se puede realizar con las varillas de la batidora eléctrica.

PASO 4

El resultado será una masa ligera y brillante, pero no resbalosa, aunque al agitar la cuchara, ésta se desprenderá fácilmente.

PASO 5

En la bandeja del horno extendemos un papel sulfurizado (papel de horno).

Introducimos la masa en la manga pastelera (con una boquilla de 1 cm) y hacemos unas pequeñas bolitas como las que se muestran en la imagen.

Utilizando un pincel, pintamos los bollitos con una mezcla de yema y agua (2 cucharadas), y aplastamos los picos que se han formado en la parte superior.

Introducimos la bandeja en el horno precalentado a 200 ºC, durante 20 minutos aproximadamente.

Nota: deja suficiente espacio entre los bollitos porque aumentarán su tamaño durante la cocción y podrían pegarse.

PASO 6

Montamos la nata

Introducimos la nata fría en un bol con el azúcar. La batimos con las varillas de la batidora a velocidad baja, hasta que la nata tome consistencia.

Nota: Si la nata se bate demasiado, se formarán grumos y nos quedará excesivamente dura, cuando adquiera una textura esponjosa estará lista.

PASO 7

Cortamos los bollitos por la mitad con un cuchillo de sierra.

Introducimos la nata en la manga pastelera y rellenamos los profiteroles.

Nota: Los bollitos quedarán huecos por dentro, si quieres rellenarlos sin abrirlos, haz un pequeño agujero en la parte inferior y rellénalos con un una boquilla fina.

PASO 8

Fundimos el chocolate

El chocolate se quema a una temperatura muy baja (en torno a 45 ºC), por eso es recomendable fundirlo al baño María, evitando el calor directo.

Ponemos a calentar un cazo con agua. Cuando comience a hervir bajamos el fuego al mínimo y encajamos el bol con el chocolate de la forma que se muestra en la imagen, así, el calor llegará a través del vapor de agua.

Otra opción es fundir el chocolate en el microondas a media potencia. Cada 25-30 segundos lo sacamos y removemos con una cuchara para comprobar si se ha derretido. Finalmente, bañamos la parte superior de los profiteroles con el chocolate.

Notas



La nata

La nata se monta mejor si se encuentra bien fría, incluso, puedes meter el bol en la nevera 20 minutos antes.

La nata para montar debe tener un porcentaje de materia grasa igual o superior al 33%; aunque normalmente se especifica en el paquete cual es su uso recomendado.

La cantidad de azúcar que he utilizado es algo menor que la que se suele encontrar en la mayoría de los recetarios, si para tu gusto no está suficientemente dulce, añade un poco más.

Puedes conseguir distintos sabores simplemente añadiendo unas semillas de vainilla, cacao, coco rallado, etc.